HABILIDAD DE TRANSMISION PREDICHA Y CONFIABILIDAD

463

 

 

 

HABILIDAD DE TRANSMISION PREDICHA Y CONFIABILIDAD

EVALUACION GENETICA DEL GANADO LECHERO EN LOS ESTADOS UNIDOS

La evaluación genética de los toros lecheros comenzó en los Estados Unidos en 1935. En 1974, el índice de Comparación Contemporaria Modificada (MCC) fue implementado como un método de evaluación de animales. Cada seis meses, en Enero y Julio, el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos calcula el valor genético de las vacas y toros cuyos registros son colectados por los programas de Mejoramiento de Hatos Lecheros (DHI del Inglés: Dairy Herd Improvement). Desde Julio de 1989, las Habilidades de Transmisión Predichas de vacas y toros han sido computadas utilizando un procedimiento estadístico llamado «Modelo Animal». En el modelo animal, los machos y hembras son evaluados al mismo tiempo utilizando una computadora exremadamente potente.

RASGOS EVALUADOS

Los cinco rasgos de producción para los que la evaluación se realiza son:

1) Producción de leche;

2) Producción de grasa;

3) Producción de proteína;

4) Porcentaje de grasa;

5) Porcentaje de proteína.

Además, los rasgos de conformación (principalmente ubre, patas y pezuñas, forma corporal y capacidad lechera) se evalúan también. La evaluación genética de los toros para vida productiva (vida esperada de las hijas en el hato) y puntaje de células somáticas (una medida de resistencia a infecciones de mastitis) han estado disponibles en los Estados Unidos desde Enero de 1994.

HABILIDAD DE TRANSMISION PREDICHA

La habilidad de transmisión es el valor genético promedio para ciertos rasgos que un animal transmite a su descendencia. La habilidad de transmisión de un rasgo puede calcularse con cierto grado de confianza (llamado confiabilidad) utilizando tres fuentes de información:

1) El mérito genético de los progenitores;

2) El desempeño del animal en sí (cuando se aplique);

3) La distribución de registros para un rasgo en particular en la descendencia de un individuo (prueba de progenie).

El valor de habilidad de transmisión predicha de un toro es un número promedio; es la mejor estimación del mérito genético de un toro. El valor genético y desempeño de una hija en particular aún contiene un componente impredecible debido a que cada hija recibe un grupo diferente de genes de un toro. El azar determina el mérito genético real de la descendencia en el momento de la fertilización del óvulo por el espermatozoide. En otras palabras, el mérito genético de un animal no se puede predecir en el momento del apareamiento. Cuando dos animales de alto mérito genético se aparean, el valor genético de la descendencia no será necesariamente alto.

A pesar de que la descendencia es muy probable que se encuentre por encima del promedio, es posible que su mérito genético se encuentre por debajo del promedio.

El desempeño de las hijas de un toro se distribuye de acuerdo a la curva campana, ya sea que un toro posee un PTA de 1000 kg o 0 kg para leche. Es importante notar que a pesar de que el toro A posee un PTA de 1000 kg, unas pocas hijas del toro pueden tener un mérito genético por debajo de algunas hijas del toro B, que posee un PTA de 0 kg (Figura 1). De todas formas, el punto importante es que más hijas del toro que se encuentra por arriba del promedio (toro A) poseen un PTA más alto que las hijas del toro que está por debajo del promedio (toro B).

Base genética

La base genética es el punto de referencia utilizado para expresar la habilidad de transmisión predicha de un animal para un rasgo. Todos los valores de PTA son expresados como una desviación de la base genética. La base se define estableciendo la habilidad de transmisión predicha promedio en cero para un grupo de animales. Por ejemplo, en los Estados Unidos hasta 1994, el PTA para producción de leche se estableció en cero para todas las vacas nacidas en 1985 y que se encontraran aún en lactancia en 1990. Existe una base diferente para cada rasgo y raza de vacas. Hablando de manera estricta, no existe necesidad de modificar la base genética. Aún así, a medida que se realiza progreso genético, los PTAs continúan incrementándose. Es solamente por un factor de conveniencia que la base genética es adaptada periódicamente. Algunos países cambian la base genética cada año (Canadá), mientras que otros la cambian una sola vez cada 10 años. En los Estados Unidos, las bases genéticas son modificadas cada cinco años.

El impacto del cambio de la base genética se ilustra en la Figura 2 para producción de leche. El cambio de la base genética no cambia el valor genético de un animal o la ubicación de un animal relativo a otros en la población; solamente h

ARTICULO COMPLETO    HABILIDAD DE TRANSMISION PREDICHA Y CONFIABILIDAD