INTERVALO ENTRE PARTOS, IPP, DE 13 MESES

155

 

 

 

 

 

EL OBJETIVO DEL MANEJO REPRODUCTIVO

Para comenzar, deberíamos preguntarnos: ¿Cuál es el verdadero objetivo reproductivo del sistema de producción de leche?. Si decimos que el objetivo es tener un intervalo parto parto, IPP, de 13 meses, aquí vamos a tratar de explicar el por qué.

El desempeño reproductivo del rodeo es determinante en el resultado económico de las explotaciones produc- toras de leche. Esto es muy importante tenerlo en cuenta, ya que no solo nos ayuda a ser más eficientes desde el punto de vista de la producción (más litros) sino que es un puntal fundamental para ser eficientes en lo económico (más pesos en nuestros bolsillos).

Méd. Vet. Armando Charmandarian, Mara Krupick y Juan Haümulle

El principal punto a considerar es que: un manejo reproductivo correcto, hace que cada kilogramo de alimento comprado o producido, se convierta en más litros de leche producidos o vendidos.

Esto es lo que se conoce como eficiencia de conversión global y es lo que más impacta en los resultados económicos.

El tambo es una «fábrica de leche», y para producirla debo «invertir» comprando o produciendo alimentos. La leche que se produzca por cada kilo de alimento invertido depende fuertemente de:
1.-Los días de parida promedio que tenga el rodeo de tambo.
2.-La cantidad de vacas secas que tengamos, (a mayor días de parida, mayor será el porcentaje de vacas secas que

tendremos, y a las vacas secas también hay que darles de comer). 3.-El porcentaje de vaquillonas que tenga el rodeo de ordeñe.

VEAMOS «LOS POR QUÉ» DE LOS 13 MESES

Las vacas en el primer tercio de sus lactancias convierten el alimento en leche muy bien (1,5 Kg de leche/1 Kg de alimento), mientras que a partir de los 300-350 días de parida la eficiencia de conversión baja (0,7-0,8 Kg de leche/1 Kg de alimento). Dicho de otra manera, al bajar la eficiencia de conversión se produce casi la mitad con la misma cantidad de alimento.

Si no logramos preñar rápido las vacas posparto, estas alargaran sus lactancias, aumentando el porcentaje de vacas convirtiendo mal por tener muchos días de paridas, y disminuyendo la cantidad de vacas con buenas eficiencias de conversión por estar en lactancias temprana.

Esto se reflejará en un aumento de los días de parida promedio del rodeo de ordeñe, como adicional será mayor la cantidad de vacas que deberemos secar por producción y no por preñez, lo que lleva a tener un elevado porcentaje de vacas secas. Todo esto es por efectos normales relacionados al parto y lactancia, y no por la genética ni el sistema de producción.

Por lo tanto podemos asegurar que en cualquier sistema de manejo y en todos los contextos económicos de buenos y malos precios de leche, si el rodeo tiene muchas vacas recién paridas y pocas secas, será mucho más rentable que si la mayoría de las vacas están con muchos días de paridas y hay un alto porcentaje de vacas secas.

Para darnos una idea, dos tambos similares en genética y manejo pero con diferente desempeño reproductivo tienen hasta 3 litros/vaca/día de diferencia en producción. Como los costos son similares en ambos casos, pues la reproducción no requiere alta inversión, esta diferencia es prácticamente toda ganancia, solo multiplique dos litros/vaca por las vacas que ordeñamos y por los 365 días del año y veremos una cifra muy interesante.

Se puede asegurar que por cada peso invertido en reproducción, se logrará ganar alrededor de $2,5 a $3. Lo que se invierta en reproducción devolverá retornos más altos que los que se puedan obtener en cualquier otro sector, incluso alimentos y recría.

LAS VAQUILLONAS TAMBIÉN APORTAN

Si logramos preñar muchas vacas en un período corto después del parto, tendremos intervalos interparto cercanos a los 13 meses y con esto, tendremos una mejor eficiencia de conversión y más terneras para crecer o vender, pues cada vaca en su vida útil tendrá más partos. Hay tambos que siendo eficientes en lo reproductivo y con buenas recrías de terneras, logran vender unas 15 vaquillonas cada 100 vacas totales. Esto no es un ingreso menor, y si a la recría de vaquillonas la analizamos como una subempresa dentro del tambo, esta será muy rentable.

ARTICULO COMPLETO   INTERVALO ENTRE PARTOS IPP DE 13 MESES