NUEVOS PARÁMETROS DE CALIDAD ANALIZADOS EN LOS SILOS DE MAÍZ

412

 

 

 

 

CALIDAD  EN LOS SILOS DE MAÍZ

Con el presente estudio buscamos establecer unos valores de referencia de los nuevos parámetros analizados en los ensilados de maíz. Para llevarlo a cabo utilizamos los datos del año 2019 obtenidos por el equipo técnico de Dekalb en la cornisa cantábrica.

INTRODUCCIÓN

Para conocer la calidad de un forraje es necesario disponer de su analítica. En la actualidad prácticamente en todas las explotaciones de vacuno lechero se realizan analíticas periódicas de los forrajes empleados en la ración del ganado, ya sea silo de maíz, silo de raigrás o hierba, grano húmedo, etc. Estas analíticas son realizadas para conocer la calidad y la composición de los forrajes y, a partir de los datos obtenidos, el nutrólogo o técnico de alimentación de la explotación formula un concentrado para equilibrar y complementar la ración suministrada a los animales, con sus necesidades.

Pablo Amado Carollo Ingeniero agrónomo, asesor agronómico Dekalb

En una analítica de ensilado de maíz, normalmente los parámetros que nos da el laboratorio son los siguientes: pH, materia seca, proteína bruta, fibra bruta, fibra ácida, fibra neutra, cenizas, almidón, PDIE, PDIN y UFL. Con esta información sabemos la composición nutritiva del alimento, es decir, sabemos cuánta proteína, cuánto almidón y cuántas fibras contiene nuestro ensilado de maíz. Sin embargo, en las técnicas más modernas de formulación de raciones para vacas lecheras, estas analíticas no nos proporcionan toda la información necesaria, necesitamos conocer más en detalle cómo estos alimentos son digeridos y son aprovechados por el ganado vacuno. Esto es lo que llamamos formulación dinámica de raciones, donde no solo se tiene en cuenta la composición de los alimentos, sino también sus digestibilidades y la velocidad del degradación a lo largo del tracto digestivo.

NUEVOS PARÁMETROS ANALIZADOS EN ENSILADOS DE MAÍZ

a) Digestibilidad de la fibra neutro detergente d-FND El laboratorio, previa solicitud, nos proporciona el dato de la digestibilidad de la fibra neutro detergente (d-FND). Este dato es muy variable en los ensilados de maíz.

Existen una serie de factores que afectan a la digestibilidad de la fibra, en alguno de ellos el agricultor puede influir para mejorarla, pero en otros no existe influencia posible por su parte, tal y como se indica en la tabla 1

“NO ES POSIBLE QUE EL AGRICULTOR PUEDA INFLUIR EN TODOS LOS FACTORES QUE AFECTAN A LA DIGESTIBILIDAD DE LA FIBRA PARA MEJORARLA”

Un ejemplo claro de la variabilidad de la d-FND es que en muestras del mismo año y analizadas todas ellas en el mismo laboratorio la digestibilidad de la fibra puede variar hasta 20 puntos. En las analíticas realizadas a silos de maíz fermentados de la campaña 2019 por el equipo de asesores agronómicos de Dekalb, existe una variación máxima de 21 puntos, entre la analítica con mejor dato y la analítica con peor dato de d-FND, variando estas entre los valores de 65,8 y 44,8.

Según datos de la Universidad de Winsconsin (EE. UU.), por cada punto que varía la d-FND, la producción de leche por vaca y día se ve afectada en 0,15 litros o, lo que es lo mismo, por cada 10 puntos que varía la d-FND, la producción por vaca varía 1,5 litros. Según estos datos, y teniendo en cuenta que en el párrafo anterior hemos dicho que la variación en los silos de maíz del año 2019 fue de 21 puntos, si multiplicamos este valor por los 0,15 litros día, nos da un valor de 3,15 litros por vaca y día de variación atendiendo solo a este parámetro.

ARTICULO COMPLETO   NUEVOS PARAMETROS DE CALIDAD ANALIZADOS EN LOS SILOS DE MAIZ