NUEVAS ALTERNATIVAS A LOS ANTIBIÓTICOS:CÓMO ACTÚAN LOS PROBIÓTICOS EN PRODUCCIÓN ANIMAL

232

CÓMO ACTÚAN LOS PROBIÓTICOS EN PRODUCCIÓN ANIMAL

Resumen

Durante los últimos años la incorporación de los probióticos en el ámbito de la producción animal está siendo objeto de gran interés. Esto se debe en gran parte a las constantes modificaciones en el sector que muestran, por un lado, la necesidad de aumentar los índices productivos de los animales, debido al aumento en la demanda de productos de origen animal y a la emergencia de enfermedades infecciosas que afectan negativamente a la producción y, por otro, a las restricciones en la incorporación de aditivos a los piensos, especialmente de antimicrobianos. Pese a que el número de estudios científicos en este ámbito se encuentra en creciente aumento, los mecanismos de acción de los probióticos necesitan ser estudiados con mayor profundidad. Los efectos de los probióticos en el hospedador en el que son administrados difieren según las dosis y los tiempos de administración, la especie animal, la fase de producción en la que se encuentren, y las especies y cepas de los cultivos probióticos utilizados. En este artículo se realiza una revisión de los diferentes mecanismos de acción de los probióticos en producción animal descritos en la literatura científica.

Bravo Ma,b, Risco Db, García-Jiménez WLb, Cerrato Rb, Fernández-Llario Pb, Rey Ja.
a Departamento de Sanidad Animal, Facultad de Veterinaria, Universidad de Extremadura. b Ingulados SL, Cáceres, España.

La búsqueda de alternativas: Una necesidad actual

La ganadería se ha transformado y ha ido progresando de forma exponencial durante las últimas décadas, siendo el sector que más crecimiento ha experimentado dentro de la economía agrícola. El sector ganadero aporta un 40 por ciento del valor de la producción agrícola mundial y representa el principal medio de subsistencia de casi 1.300 millones de personas. El crecimiento poblacional y económico ha favorecido la intensificación en la producción ganadera e incrementado la demanda de productos de origen animal. Esta circunstancia ha traído aparejados dos graves problemas relacionados con la Salud Pública. Por una parte, la administración de antibióticos en dosis subterapéuticas como promotores del crecimiento es una de las causas de la aparición y diseminación de resistencias antimicrobianas por parte de las bacterias, lo que ocasionó la prohibición de esta práctica en todos los países de la Unión Europea en el año 2006. Por otra parte, algunas de las enfermedades zoonóticas transmitidas a través de los alimentos de origen animal, como la salmonelosis, la campilobacteriosis o las infecciones producidas por Escherichia coli patógenos, representan una seria amenaza para la Salud Pública y causan importantes pérdidas económicas a nivel mundial.

En este contexto surge la necesidad de buscar alternativas a la administración de antimicrobianos como promotores del crecimiento. Estas alternativas alimentarias deben mejorar los índices productivos de los animales, favoreciendo la asimilación de nutrientes, y ser capaces además de potenciar su sistema inmune frente a distintos agentes patógenos.

Los probióticos constituyen una de las alternativas a los antibióticos promotores del crecimiento más populares en la actualidad. Su utilización en ganadería tiene como fin mejorar el rendimiento en términos de crecimiento y productividad, y prevenir y controlar el desarrollo de distintas enfermedades infecciosas.

Definición y clasificación de los probióticos

Aunque la utilización de bacterias con propiedades beneficiosas es conocida desde principios del siglo XX, la definición de probióticos más extendida en la actualidad fue la propuesta por la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación y la Organización Mundial de la Salud (FAO/OMS) y es la utilizada por la Asociación Científica Internacional para Probióticos y Prebióticos desde 2014: “microorganismos vivos que, cuando son administrados en cantidades adecuadas, confieren beneficios para la salud del huésped”.

Los probióticos son muy numerosos y diversos entre ellos, y el descubrimiento de nuevas especies y cepas se encuentra en constante aumento debido al interés creciente por el tema en cuestión y a la mayor disponibilidad actual de técnicas moleculares sofisticadas que facilitan su identificación a nivel de especie y cepa. La clasificación de los probióticos se realiza en función de diferentes parámetros. La clasificación más general divide a los probióticos en dos grandes grupos en función del reino biológico al que pertenecen: por una parte se encuentran las especies bacterianas, que son las más comunes, como LactoBacillus spp. o Bifidobacterium spp.; y por otra, las especies no bacterianas, como las levaduras u hongos, tal como Saccharomyces.

ARTICULO COMPLETO  NUEVAS ALTERNATIVAS A LOS ANTIBIOTICOS- COMO ACTUAN LOS PROBIOTICOS EN PRODUCCION ANIMAL