BENEFICIOS DE LA INMUNOTERAPIA SOBRE LA SALUD Y LA PRODUCCIÓN EN EL VACUNO DE LECHE

225

 

 

 

 

 

 

LA INMUNOTERAPIA SOBRE LA SALUD Y LA PRODUCCIÓN EN EL VACUNO DE LECHE

ras años de mejoras y selección genética en el sector lácteo, nos encontramos ante vacas capaces de producir más de 20.000 kg de leche al año o de superar los 200.000 kg a lo largo de su vida.

Dr. Sergio Rodríguez Pedrouzo Dr.Gabriel Moyano Ortega

Unas cifras espectaculares que responden a animales con una capacidad productiva asombrosa.

Pero esta altísima producción tiene sus consecuencias. Estas vacas se encuentran en un equilibrio inestable, con un sistema inmunitario comprometido, en el que la mínima variación puede hacer que sea vencido

Son animales muy exigidos en términos productivos y esto aumenta el riesgo de padecer patologías. Lamentablemente, esta susceptibilidad a padecer enfermedades se convierte en un problema sanitario, la inmunosupresión, que genera consecuencias negativas para la salud y el bienestar del animal, y por tanto para la explotación ganadera

El problema de la inmunosupresión y sus consecuencias sanitarias, técnicas y económicas

En la actualidad ya está muy estudiada la inmunosupresión en vacuno, que es la disminución de la función del sistema inmunitario, es decir, el sistema inmunitario del animal no está trabajando al 100 % de su capacidad. Es importante entender que la inmunosupresión se da en todas las vacas de alta producción láctea en dos momentos del ciclo productivo: el periparto y el secado.

Podemos hablar, por tanto, de inmunosupresión fisiológica, ya que la padecen todas las vacas de alta producción en estos momentos concretos. En la práctica, se ve reflejada en el aumento de patologías en estos dos periodos. La inmunosupresión fisiológica es un concepto clave, a tener en cuenta en las explotaciones lecheras, para mejorar técnica y económicamente (figura 1

page2image8838464

Además de esta inmunosupresión fisiológica, hay momentos puntuales a lo largo del ciclo productivo en los que se puede producir inmunosupresión,

causada por diversos factores: enfermedad, cambio de manejo, cambio de alimentación, estrés por calor, cambio jerárquico… Todos ellos repercuten en el sistema inmunitario del animal debilitándolo y haciéndolo más susceptible a las infecciones

Con un sistema inmunitario deprimido que abre la puerta a las infecciones, las consecuencias técnicas, entendidas como pérdidas de productividad y salud, y sus inherentes efectos económicos para el ganadero no se hacen esperar.

Estos efectos económicos se terminan traduciendo en aumentos de costes por tratamientos y en mermas de la productividad del ganado que afectan a la cuenta de resultados de la explotación, y que añaden un factor más de riesgo para la viabilidad económica de un sector de por sí ya muy exprimido.

Además, no debemos olvidar que el uso poco prudente de los antibióticos ha fomentado la aparición de resistencias que se han convertido en un problema de salud pública mundial. Este hecho condiciona notablemente el trabajo del veterinario, que debe ceñirse a nuevas reglamentaciones cada vez más limitantes y restrictivas para su actividad de prescripción. Hacen falta pues, soluciones sostenibles que trabajen en una triple dimensión y que den respuestas a los problemas sanitarios, técnicos y económicos.

ARTICULO COMPLETA   BENEFICIOS DE LA INMUNOTERAPIA SOBRE LA SALUD Y LA PRODUCCION EN EL VACUNO DE LECHE