DESCRIPCIÓN Y EVALUACIÓN DEL MANEJO EN EL PARTO LECHERO

157

 

 

 

 

DESCRIPCIÓN Y EVALUACIÓN DEL MANEJO EN EL PARTO LECHERO

La distocia se ha definido como un parto difícil que resulta prolongado o una extracción asistida severa del ternero al nacer (Schuenemann et al., 2011). Las pérdidas económicas asociadas con los partos distócicos pueden tener graves consecuencias en los hatos lecheros debido a una mayor incidencia de mortinatos (Lombard et al., 2007), mortalidad de los terneros dentro de los 30 días posteriores al parto (Mee, 2008), mayor probabilidad de traumatismo de la madre (paresia), trastornos uterinos (Sheldon et al., 2009) y disminución de la producción de leche y el rendimiento reproductivo (Rajala y Gröhn, 1998).

MVZ. Mariana Barragán Arrañaga. Celtic Holland división México

La incidencia de la distocia varía considerablemente entre estudios, países y manejo del establo, pero generalmente es más alta en vacas primíparas (19%), donde la causa principal es el desajuste del tamaño fetal-materno y la estenosis vulvar (Berger et al., 1992; Mee, 2008), en comparación con vacas multíparas (11%) que entre sus causas se encuentran la postura fetal defectuosa o causas de la madre (Torsión uterina, parto gemelar hipocalcemia, estenosis cervical) (Frazer et al., 1996; Mee, 2008).

La capacitación integral sobre prácticas de manejo de partos para el personal de la lechería es una prioridad máxima, ya que de tener un buen control se reduce de manera significativa la incidencia de mortinatos, metritis y lesiones en la madre durante partos difíciles (Schuenemann et al., 2011).

Existen diferentes componentes críticos claves para el manejo del parto distócico, a continuación se describen:

1.- Descripción de los signos de comportamiento de la vaca o de la novilla antes y durante el parto.
Se puede observar la caída de los ligamentos pélvicos y levantamiento de la raíz de la cola. La vulva se torna agrandada y presenta la salida de un líquido (moco) transparente y viscoso, que es producto de la licuefacción del tapón cervical por la acción de los estrógenos. Luego comienza la fase de dilatación, donde comienzan contracciones peristálticas con una duración entre los 10 a 15 minutos y aumentarán a medida que el producto asciende por el canal pélvico (Restrepo, 2017).

Las aceleradas contracciones uterinas desplazan la membrana alantoidea fuera de la comisura vulvar, a partir de ese momento la alantoides no resiste las contracciones uterinas y se rompe, dando como resultado la expulsión de la bolsa de agua, la membrana amniótica se rompe al poco tiempo y el líquido amniótico lubrica el conducto obstétrico. El periodo de dilatación en las vacas dura de 4 a 8 horas, en las novillas el tiempo es más prolongado (Schroeder Weisbach, 1993). Las contracciones uterinas aceleradas, también dan lugar a contracciones abdominales que en promedio la vaca requiere de 60 contracciones de la musculatura abdominal para expulsar el feto.

2.- Cuándo y cómo es apropiado ayudar a la vaca o al primer becerro novilla.

  • Cuando el nacimiento del feto no se da al cabo de las dos primeras horas luego del rompimiento de la membrana alantoidea.
  • Cuando el periodo de expulsión del feto tarda más de media hora.
  • Si a la expulsión solo se presenta un miembro o la cabeza en la comisura vulvar, si solo se presentan los miembros sin aparición de la cabeza, si solo se presenta la cabeza, si no se palpan extremidades en el canal obstétrico, si a la palpación se revelan cuatro extremidades en el canal obstétrico (descartar parto gemelar).

ARTICULO COMPLETO     DESCRIPCION Y EVALUACION DEL MANEJO EN EL PARTO LECHERO