EL CALOSTRO

154

 

 

El calostro reviste una importancia fundamental

De acuerdo con muchos estudiosos el calostro es: La secreción densa, cremosa y amarilla que es colectada de la ubre después del parto.Por definición es únicamente la secreción del primer ordeño que ha sido producida en la glándula mamaria en las últimas semanas del proceso de gestación, misma que ha sido estimulada por la progesterona y los estrógenos. Se considera calostro la secreción que se obtiene de la glándula mamaria dentro de las primeras 6 horas Post-parto.

MVZ. Javier García De La Peña

El calostro reviste una importancia fundamental en las primeras etapas de la vida de los mamíferos, en el presente artículo únicamente haremos mención al calostro que producen las vacas lecheras. Esta importante secreción se diferencia de la leche por su composición, sus propiedades y las funciones que cubren en el recién nacido, ya que es el primer alimento que éste recibe y que le permitirá entre otras cosas mantener un alto nivel de resistencia contra los diferentes agentes infecciosos a los que se verá expuesto una vez que abandone el claustro materno.

La composición del calostro y de la leche nos muestra diferencias muy marcadas; en primer lugar es de diferente color que puede ser amarillo o color rosa claro, es espeso, contiene más sólidos que la leche y presenta una elevada concentración de inmunoglobulinas (Ig), también contiene altos niveles de proteínas, vitaminas y minerales. Todos estos factores representan el primer nutriente que recibirá el becerro que al mismo tiempo permitirá que éste proyecte un desarrollo vigoroso en las primeras etapas de su vida.

En el cuadro 1 observamos la marcada diferencia que hay entre el calostro en sus primeros estadios, hasta 7 días después del parto en el que ya encontramos la estabilidad de la leche como tal.

En el cuadro 2 se observa claramente cómo se va modificando la composición del calostro a través de los ordeños, hasta convertirse en leche en un período que como vemos es muy corto.

El crecimiento de la ganadería lechera en el mundo, con el consecuente desarrollo de la cría de reemplazos ha obligado a la industria lechera a aprovechar al máximo el calostro, que como hemos visto se produce en un período muy corto, debido a lo anterior gran parte del calostro es deshidratado, para de esta forma preservarlo para que pueda ser usado en becerros que por cualquier causa no pueden recibir un calostro de alta calidad. Muchas vacas producen calostros con deficiencias y esto se refleja en primer lugar en la salud del recién nacido, entonces es necesario emplear un producto perfectamente controlado que permita suplir estas deficiencias; por otra parte hay vacas que dadas sus características, su estado general de salud y su manejo, de hecho producen cantidades insignificantes de calostro de baja calidad, no debemos descartar la muerte de algunas vacas durante el parto. Bajo estas condiciones es de gran utilidad contar con un calostro deshidratado de alta calidad.

Otros factores que influyen en la calidad del calostro son: la administración de prostaglandinas que hacen que caiga la concentración de IgG; si el período seco previo al parto es menor a 50 días también disminuyen las concentraciones de inmunoglobulinas; así mismo hay una disminución de la calidad por el edema de la ubre que se presenta antes del parto; los corticosteroides disminuyen el volumen de calostro, también lo afectan los partos prematuros y la ordeña antes del parto. Si la vaca presenta mastitis el becerro deja de consumir calostro ya que éste es menos palatable.

La función más importante que el calostro cubre en el recién nacido es la inmunidad pasiva que proporciona al neonato. En la composición del calostro encontramos: inmunoglobulinas G, A, M y los isotipos G1 y G2. Las concentraciones aproximadas de IgG son del 70% al 80% de IgM del 10% al 15% y de IgA del 10% al 15%. El porcentaje más alto de IgG en el calostro, corresponde al isotipo IgG1; la IgG1 pasa desde la sangre a la glándula mamaria aproximadamente unas 6 semanas previas al parto, este fenómeno se incrementa notablemente en las dos últimas semanas de la gestación.

ARTICULO COMPLETO   EL CALOSTRODescarga