¿QUÉ NOS DICEN LOS CONSUMIDORES SOBRE LOS PRODUCTOS LÁCTEOS?

119

 

 

 

 

QUÉ NOS DICEN LOS CONSUMIDORES SOBRE PRODUCTOS LÁCTEOS

Los consumidores de productos lácteos son las personas que hacen de la industria lechera, una industria. Sin el consumidor que compra esa porción de queso o galón de leche, come una pizza, un helado o compra productos de panadería que usan leche en polvo sin grasa o suero de leche como ingrediente, no habría una industria láctea comercial.

Por lo tanto, es importante para todos los que estamos involucrados con la industria lechera saber qué nos dicen los consumidores sobre los productos lácteos. ¿De qué productos beben o comen más los consumidores y qué productos lácteos están pidiendo menos?

 Comencemos con el consumo total de lácteos (Ver figura 1). El consumo per cápita de todos los productos lácteos aumentó más de 10 libras de 2000 a 2017 (equivalente de sólidos totales en leche).

Cuando consideramos que la población de EUA agrega más de 40 millones de personas durante el mismo período, la ganancia es aún más impresionante.

La línea de tendencia para el consumo per cápita es ligeramente ascendente. Desafortunadamente, el consumo per cápita disminuyó en 2017 después de haber aumentado durante tres años consecutivos. Los datos preliminares indican que el consumo se mantiene estable o ligeramente inferior en 2018. La disminución del consumo per cápita es una de las razones de los precios relativamente bajos de la leche en granja. Además, muestra la necesidad de continuar aumentando las exportaciones para compensar el declive doméstico.

Attachment.jpeg

Ahora echemos un vistazo a los productos lácteos por individual que comienzan con queso, que utiliza más del 50 por ciento de la producción lechera del país. Durante nueve años, el consumo per cápita de queso natural aumentó, alcanzado 36.9 libras en 2017. (tabla 1).

Esto es un aumento del 25 por ciento desde el 2000. Si el consumo de queso y la población continúan aumentando a tasas moderadas, se requerirán otros 3,2 billones de libras de queso para satisfacer la demanda de queso para 2030, lo que equivale a aproximadamente 32 billones de libras de leche.

En la tabla 1 se destacan dos elementos. Después de superar el consumo de queso estadounidense en 2005, el consumo de queso italiano aumentó de manera constante hasta 2017, cuando disminuyó. La disminución en el consumo de queso italiano se debe principalmente a un menor consumo de mozzarella, el principal queso de pizza. El bombardeo de anuncios de pizza y cupones de descuento es un indicador de los desafíos de ventas en elnegocio de la pizza.

El segundo artículo es el queso procesado – piense en las rebanadas de queso americano. El consumo per cápita es una libra más bajo en 2017 que en el 2000. El queso de barril es un ingrediente importante en el queso procesado. Al vincular la demanda con el precio, el precio del queso de barril de la CME de octubre de 2018 fue el precio mensual más bajo del barril deoctubre desde 2006, un indicador de menor demanda.

Es obvio que cada vez más consumidores están “comiendo” su leche en comparación con “beber” su leche. Esto se evidencia por el creciente consumo de queso y la disminución del consumo de leche líquida. El consumo per cápita de leche líquida fue de solo 149 libras en 2017 (ver tabla2).

A principios de la década de 1950, el consumo de líquidos era aproximadamente de 300 libras por habitante. 2017 fue la segunda mayor caída porcentual interanual del consumo en los últimos años. Si la tasa actual de disminución continuara, el consumo de líquido per cápita estaría por debajo de las 100 libras en 2030. Y la leche líquida  utilizaría menos del 15 por ciento del suministro de leche del país.

Una pequeña noticia positiva para la leche líquida es la leche entera. 2017 fue el tercer año consecutivo que aumentó el consumo per cápita de leche entera. Los datos hasta el momento en 2018 apuntan a que esta tendencia continúa.

ARTICULO COMPLETO  ¿QUÉ NOS DICEN LOS CONSUMIDORES SOBRE LOS PRODUCTOS LÁCTEOS?