SAT SABADELLE, UNA GANADERÍA CON ROBOT DE ORDEÑO QUE NO DA SILO DE MAÍZ A LAS VACAS

64

 

 

 

 

SAT SABADELLE, UNA GANADERÍA CON ROBOT DE ORDEÑO QUE NO DA SILO DE MAÍZ A LAS VACAS

Surgida hace 20 años de la fusión de tres explotaciones familiares, abandonaron el cultivo de maíz por las características del terreno. En la actualidad gestionan 120 hectáreas en las que priorizan la producción de hierba.

Campo Galego

En la parroquia de Sabadelle, en Chantada, se encuentra una ganadería inusual en Galicia, donde el 80% de la leche es producida en base al cultivo de maíz, sobre todo en las explotaciones de mayor tamaño.

En SAT Sabadelle están ordeñando en la actualidad alrededor de 120 vacas en dos robots, pero prescinden por completo del silo de maíz en la ración. Son dos decisiones, la de automatizar la granja y la de dejar de cultivar maíz, que han tomado en base a las características propias de la explotación.

“La adaptación que nosotros hicimos está motivada por dos factores: por un lado, tenemos ya más de 50 años y uno de los trabajos en los que más se sufre físicamente es en la sala de ordeño, por eso pusimos los robots; y por otro lado, debido a la ubicación y a las condiciones de clima y suelo en las que nosotros estamos, cultivar maíz era problemático. Pero cada granja tiene que hacer su propia evolución, porque las circunstancias en cada una no son las mismas, y evidentemente si estuviésemos en el norte de Lugo la estrategia tendría que ser distinta”, razona Lois Lareu, uno de los tres socios actuales de la SAT.

A punto de cumplir 20 añosLa granja comenzó a funcionar en 2002, por lo que está a punto de cumplir 20 años. Es el resultado de la fusión de tres explotaciones familiares. “En aquel momento hubo un boom de las SATs, pero yo veo que después, con el paso de los años, dejaron de producirse fusiones de este tipo. No sé si es porque las explotaciones familiares crecieron y no se ve necesario juntarse con el vecino o porque las ganaderías han ido desapareciendo y no queda con quien juntarse”, argumenta Lois.

José Manuel Fernández, María Suárez y Lois Lareu son los tres socios actuales de la SAT
De las tres familias iniciales, a día de hoy quedan dos. “En la actualidad somos tres socios y un empleado. En el inicio trabajábamos entre 7 y 8 personas, pero cuando uno de los socios fundadores tuvo que abandonar la SAT (lo hizo por enfermedad hace 12 años), se produjo una reducción tanto en el número de trabajadores como de animales”, explica.

2 robot desde marzo de este año

A pesar de haber pasado ya dos décadas desde su construcción, el establo está en buenas condiciones y simplemente hicieron en estos años inversiones en eficiencia energética y obras de adaptación para la instalación del nuevo sistema de ordeño con robot.

“La nave que se hizo en el 2002 prácticamente es la misma que tenemos en la actualidad. Hubo un esfuerzo económico importante en el inicio para tener unas instalaciones nuevas y modernas para aquel momento y que están aún en buen uso a día de hoy”, cuenta Lois.

En los últimos años hicieron inversiones en ahorro energético, tanto placas solares como intercambiador de calor
Pero con miras a enfrentar los próximos años, tomaron la decisión de invertir en la automatización del ordeño. “Este año sustituimos la sala, que era rápida y estaba bien, por 2 robots. El motivo principal fue que uno de los socios tiene 60 años, y los otros dos tenemos 54 años y comenzábamos a notar los achaques típicos de la edad a la hora de ordeñar, puesto que las piernas y hombros se resienten teniendo que pasar tres horas en la sala a la mañana y tres a la tarde. Y otra de las razones es la dificultad de encontrar mano de obra cualificada”, reconoce.La adaptación de los animales al robot fue “rápida y fácil”, dice. Para eso, antes de comenzar a ordeñarse en el robot las vacas se fueron acostumbrando a comer en él el pienso durante dos semanas.

ARTICULO COMPLETO     SAT SABADELLE UNA GANADERIA CON ROBOT DE ORDEÑO QUE NO DA SILO DE MAIZ A LAS VACAS